DeeplyAnálisis: Agalloch – The Serpent & the Sphere

¡Hooola colegas!

Cuando uno pretende enfrentarse a escribir una crítica o revisión de un nuevo disco de Agalloch, hay que plantarse, respirar hondo, y atraverse a hacerlo. Aunque The Serpent & The Sphere “sólo” suponga el quinto larga duración de los americanos, sus ya 19 años de carrera, varios EPs lanzados y gran número de colaboraciones y participaciones en otras bandas, les ha granjeado un gran respeto en toda la escena no ya underground del Doom Metal, sino del Metal en general. Su particular Folk/Doom Metal, con toques Black metaleros (sobre todo en sus EPs) y su altísima calidad en la creación de atmósferas, ha conseguido que sean cabezas destacadas en unos géneros condenados a la minoría ad eternum.

Portada Agalloch - The Serpent & The Sphere

Portada Agalloch – The Serpent & The Sphere

Todo ello supone lógicamente reconocimientos, buenas ventas y largas giras para lo que estamos acostumbrados por aquí. Pero también que tu música llegue a una popularidad en la que cualquier movimiento, entendido dentro de la evolución lógica de las composiciones entre disco y disco, sean ya cuestionadas por unos u otros aficionados. Ya pasó con su anterior trabajo, Marrow Of The Spirit, donde la extensión de sus temas fue objeto de crítica y la presencia de todo un tema al más puro estilo Black Metal como Into the Painted Grey parecía fuera de lugar en relación al resto de temas.

Y de nuevo podemos repetir esas opiniones para el disco que nos ocupa. The Serpent & The Sphere tiene metraje de sobra. Sus 60 minutos de duración bien pudieran haber sido menos. La originalidad o el talento, por no hablar de sus excelentes ambientaciones y atmósferas, mostrados durante discos enteros como The Mantle o Ashes Against The Grain queda aquí diluida, relegada a ciertos temas, mientras el resto carece del nivel al que Agalloch nos tiene (mal)acostumbrados. La obra maestra del disco es, sin duda, el primer tema, Birth and Death of the Pillars of Creation. Un tema sublime, innovador, envolvente y lo que uno piensa cuando le nombran Agalloch. Pasará a los temas míticos del grupo, dando valor por sí mismo a todo el larga duración. Tras él podemos situar The Astral Dialogue, una buena muestra de la parte más Black del grupo y que no llegará a desencantar al resto de sus aficionados. Buen ritmo, bien hilado, el tema señala la capacidad, que no muestra en otros, de que mejor durar 5 minutos óptimos que no 9 o 10 superfluos. Por último también rescatamos Plateau of the Ages, ejemplo de esas últimas canciones de sus discos donde Agalloch da rienda suelta al minutaje (aquí 12 minutos) con temas instrumentales y ambientes opresores. En mi opinión, los devaluados Black Lake Niðstång y To Drown (ambos del Marrow Of The Spirit) son superiores, pero aún así cumple y puedes sentir como el tema va avanzando y llevándote junto a él, aparentemente de una forma imperceptible e inconexa, hasta un gran final.

Agalloch durante la sesión de fotos del álbum, "The Serpent & The Spheres"

Agalloch durante la sesión de fotos del álbum “The Serpent & The Spheres”

Si observan el listado de canciones y el anterior párrafo, y excluimos los temas interludios (tres), quedan otros tres temas. Para las críticas que hemos podido ver, el disco bien podría haber acabado tras el tercer corte. Aunque no llegue a compartir esa opinión, sí puedo señalar que tras ese tercer tema el disco va haciéndose pesado de digerir de una vez, de seguido, para recuperar algunas sensaciones con Plateau of the Ages (para otros, ni eso). Para quien esté acostumbrado a oírlos percibirá la negativa sensación de falta de frescura, de creación original y atractiva al oído. Celestial Effigy, que fue lanzada como single, parecía advertirnos de una vuelta del sonido más Pale Folklore (su primer disco), más acústico y atmosférico, pero al final no fue tal y la evolución de Agalloch continúa.

No podemos terminar la revisión sin hacer mención de la producción que se ha aplicado. Mientras, sobre todo en los primeros trabajos, era más “sucia”, en cuanto a que los instrumentos no se oían tan limpios, lo cual contribuía enormemente a la ambientación que pretendían lograr, en el nuevo álbum es muy nítida, logrando gran calidad de sonido a costa de perder cierta esencia. Principalmente beneficiados se han visto el bajo (audible primorosamente en el primer corte) y el doble bombo. Habrá quién le guste, quién no, pero visto el resultado final este hecho ha pasado a un segundo plano. Muchas bandas querrían sacar un The Serpent & The Sphere, pero cuando el nivel ha sido continuadamente tan alto, ya estamos esperando al próximo disco de Agalloch.

 

 

Grupo: Agalloch

Género: Folk/Doom Metal

Álbum: The Serpent & The Sphere

Temas/Duración: 9 canciones/60 minutos

1. Birth and Death of the Pillars of Creation
2. (serpens caput)
3. The Astral Dialogue
4. Dark Matter Gods
5. Celestial Effigy
6. Cor Serpentis (the sphere)
7. Vales Beyond Dimension
8. Plateau of the Ages
9. (serpens cauda)

Discográfica: Profound Lore Records (EEUU). Eisenwald (Europa).

Anuncios

Comparte tu opinión con nosotros

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s